lunes, 14 de noviembre de 2016

Si te faltan horas...

Cuando queremos optimizar el tiempo y planificamos muchas tareas para un solo día, una parte de nosotros sopesa la dificultad de hacerlo, y si estima que es demasiado y no vamos a poder llevarlo a cabo, se pone en guardia. Decimos entonces que nos estresamos. De hecho entramos en “modo emergencia” o de lucha -huida. En este modo, el riego sanguíneo se concentra en las zonas del cuerpo que necesitan mas aflujo de sangre para luchar o huir, como los músculos de las piernas para correr o de los brazos para pelear. En la cabeza, es el cerebelo, que rige los reflejos instintivos, la parte que requiere mayor flujo sanguíneo, dejando con un menor riego la corteza prefrontal, lo que produce una falta de concentración y claridad mental, que es precisamente lo que nos va a impedir realizar todas esas tareas que nos proponíamos.
Por eso, insisto en decir que en cuestión de tareas, “menos es más”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja aquí tu comentario si lo deseas. Estaré encantada de contestarte.